#BuenJueves



Qué mejor que comenzar el día con un buen café... En mi caso, me levanto temprano, salgo a dar mi caminata matinal y regreso para tomar el desayuno después de la ducha reparadora.

Por supuesto, el desayuno rioplatense nada tiene que ver con el de los países que suelo visitar; aquí estamos acostumbrados al café con leche (o café solo, o leche sola o chocolatada, o té o mate) con algunas galletitas o tostadas. Punto.

Pero cualquiera sea el desayuno que elijas, tomalo planeando el día con alegría, optimismo y esperando que sucedan cosas buenas.
Seguramente sucederán.
via GIPHY