Decreto 83/2015
Desígnanse Jueces.
Bs. As., 14/12/2015
VISTO lo dispuesto por el artículo 99, incisos 4 y 19 de la Constitución Nacional, y por el artículo 2° del Decreto-Ley N° 1285/58, ratificado por la Ley N° 14.467, y

CONSIDERANDO:

Que en razón de las renuncias a sus cargos como jueces de la Corte Suprema de Justicia de la Nación de los Doctores Eugenio Raúl Zaffaroni, aceptada por Decreto N° 2044/2014, y Carlos Santiago Fayt, aceptada por Decreto N° 1892/2015, existen en la actualidad DOS (2) vacantes a cubrir en dicho Tribunal.

Que, de este modo, la Corte Suprema ha quedado integrada por TRES (3) jueces, lo que dificulta el desenvolvimiento de las altas funciones que le encomienda la Constitución Nacional (artículos 116 y 117).

Que conforme lo dispuesto por el artículo 23 del Decreto-Ley N° 1285/58, norma que establece que “las decisiones de la Corte Suprema se adoptarán por el voto de la mayoría absoluta de los jueces que la integran, siempre que éstos concordaren en la solución del caso; si hubiere desacuerdo, se requerirán los votos necesarios para obtener la mayoría absoluta de opiniones”, en el actual contexto no podrán adoptarse decisiones jurisdiccionales que no cuenten con la unanimidad de los TRES (3) actuales integrantes del Alto Tribunal.

Que la exigencia actual de unanimidad decisoria, derivada de la diferencia entre el número legal y el número real de integrantes de la Corte Suprema de Justicia, viene ratificada por el artículo 3° de la Ley N° 26.183, que dispone que una vez reducido a CINCO (5) el número de miembros de la Corte Suprema, “las decisiones se adoptarán por el voto de la mayoría absoluta de sus miembros”.

Que, en consecuencia, resulta imperioso proceder a la cobertura inmediata de las vacantes señaladas, a fin de garantizar el más adecuado funcionamiento de la máxima instancia judicial del país.

Que es una política primordial de esta administración utilizar todos los medios constitucionales y legales tendientes a promover una eficaz administración de justicia.

Que por ello es absolutamente necesario que la Corte Suprema de Justicia de la Nación se encuentre en condiciones plenas de funcionamiento a la mayor brevedad posible, por lo que resulta procedente la designación de dos juristas para integrar el Alto Tribunal.

Que en tal sentido corresponde destacar que el texto constitucional consagra un mecanismo concreto para remediar situaciones como la presente, facultando al Presidente de la Nación a “llenar las vacantes de los empleos, que requieran el acuerdo del Senado, y que ocurran durante su receso, por medio de nombramientos en comisión que expirarán al fin de la próxima legislatura” (artículo 99, inciso 19, de la Constitución Nacional).

Que encontrándose en receso el Honorable Congreso de la Nación, a cuya Cámara de Senadores, según el artículo 99, inciso 4 de la Constitución Nacional, corresponde prestar acuerdo a los candidatos propuestos para integrar la Corte Suprema de Justicia de la Nación, resulta constitucionalmente válida la designación de jueces en comisión hasta el final del próximo período de sesiones, por parte del Presidente de la Nación, conforme la disposición constitucional citada en el Considerando precedente.

Que según tiene dicho la Corte Suprema de Justicia de la Nación la interpretación auténtica de dicha norma constitucional sigue la práctica estadounidense, entendiendo que la facultad presidencial de realizar por sí nombramientos en comisión existe tanto respecto de vacantes producidas durante el receso legislativo como respecto de vacantes que ya existan al momento del receso (Fallos 313:1232, considerandos 4 y 6).

Que la doctrina de la Corte Suprema de Justicia de la Nación es conteste con lo que expone de manera pacífica la Doctrina Constitucional, en cuanto a que el Presidente de la Nación se encuentra facultado para cubrir vacantes que requieran el acuerdo del Senado, que se hubieran producido durante el receso mismo del Poder Legislativo o con anterioridad (conf. BIDART CAMPOS, Germán J., “Tratado Elemental de Derecho Constitucional Argentino”, ed. Ediar, Bs. As., T° II, pág. 248; EKMEKDJIAN, Miguel A., “Tratado de Derecho Constitucional”, Ed. Depalma, T° V, pág. 148; GELLI, María Angélica, “Constitución de la Nación Argentina comentada y concordada”, ed. La Ley, pág. 867; entre otros).

Que del mismo modo, ante vacantes producidas durante el período de actividad legislativa pero llenadas durante el receso del Senado, la potestad en cuestión ha sido ejercida en épocas de estabilidad institucional por un presidente de incuestionables credenciales democráticas y republicanas como fuera el Doctor Raúl Ricardo Alfonsín, quien en los términos del artículo 86, inciso 22 de la Constitución Nacional entonces vigente (antecedente del actual artículo 99, inciso 19 del texto constitucional aprobado en 1994) designó en comisión a los miembros de las Cámaras Federales de Bahía Blanca, La Plata y Comodoro Rivadavia, como también a los jueces federales de los departamentos de San Martín, Mercedes y San Nicolás (Decreto N° 3255/84, publicado en el Boletín Oficial del 4 de octubre de 1984).

Que esta facultad de realizar nombramientos en comisión no se limita a los jueces inferiores, sino que se extiende a los jueces de todos los grados e instancias, inclusive los de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, como surge del propio artículo 99, inciso 19 de la Constitución y es reafirmado por los artículos 1° y 2° del Decreto-Ley N° 1285/58 (ratificado por la Ley N° 14.467).

Que, en efecto, el artículo 1° de la norma citada en último término prevé que “[e]l Poder Judicial de la Nación será ejercido por la Corte Suprema de Justicia, los tribunales nacionales de la Capital Federal y los tribunales nacionales con asiento en las provincias y territorio nacional de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur”; y el artículo 2° establece el procedimiento para el nombramiento de los jueces de esos tribunales en los siguientes términos: “Los jueces de la Nación son nombrados por el Presidente de la Nación con acuerdo del Senado y, durante el receso del Congreso, en comisión hasta la próxima legislatura”.

Que el ejercicio de esta potestad es compatible con el rol que constitucionalmente corresponde al Honorable Senado de la Nación en virtud del artículo 99, inciso 4 de la Constitución Nacional, toda vez que oportunamente se le enviarán los pliegos respectivos de los jueces designados en comisión, los que deberán recibir el correspondiente acuerdo del Senado durante el siguiente período de sesiones legislativas, a fin de ser confirmados en el cargo, cesando en el mismo al final de dicho período legislativo en caso de no obtener dicho acuerdo.

Que el ejercicio de la facultad constitucional referida precedentemente impone escoger integrantes con comprobada independencia de criterio, antecedentes académicos de envergadura y que carezcan de vinculación política o personal con quien los designa, promoviendo de esta manera la autonomía, independencia y eficacia de la justicia.

Que los Doctores Carlos Fernando ROSENKRANTZ y Horacio Daniel ROSATTI reúnen suficientemente dichos requisitos.

Que sin perjuicio del nombramiento en comisión que se instrumenta por medio del presente acto, corresponde instruir al Ministerio de Justicia y Derechos Humanos a efectos de que promueva de inmediato los procedimientos previstos en el Decreto N° 222/03, para la oportuna designación de los Doctores ROSENKRANTZ y ROSATTI conforme a las previsiones del artículo 99, inciso 4, de la Constitución Nacional.

Que el artículo 99, inciso 19 de la Constitución Nacional otorga facultades para el dictado del presente.

Por ello,

EL PRESIDENTE
DE LA NACIÓN ARGENTINA
DECRETA:

Artículo 1° — Desígnanse como Jueces de la Corte Suprema de Justicia de la Nación a los Doctores Carlos Fernando ROSENKRANTZ (Documento Nacional de Identidad N° 13.031.536) y Horacio Daniel ROSATTI (Documento Nacional de Identidad N° 12.696.450), en los términos del artículo 99, inciso 19, de la Constitución Nacional.
Art. 2° — Encomiéndase al Ministerio de Justicia y Derechos Humanos la inmediata implementación del procedimiento previsto en el Decreto N° 222/03, a los fines de la oportuna designación de los Doctores Carlos Fernando ROSENKRANTZ y Horacio Daniel ROSATTI en calidad de Jueces de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, conforme a las previsiones del artículo 99, inciso 4, de la Constitución Nacional.
Art. 3° — Comuníquese, publíquese, dése a la Dirección Nacional del Registro Oficial y archívese. — MACRI. — Marcos Peña. — Germán C. Garavano.

Fecha de publicación 15/12/2015

Aquí presentamos insertado el listado de las/los senadores nacionales de la República Argentina, conforme el sitio web del Honorable Senado:
 
Aquí presentamos insertado el listado de las/los diputadas y diputados nacionales de la República Argentina, conforme el sitio web de la Honorable Cámara:

 

Fuente:Honorable Cámara de Diputados de la Nación (http://www.diputados.gov.ar)

Sitio web:
Twitter:
Canal de YouTube:


Sitio web: www.haikudeck.com
Twitter@HaikuDeck


Sitio web: www.rawshorts.com
Twitter@rawshorts


Sitio web: www.powtoon.com
Twitter@PowToon


Sitio web: www.prezi.com 
Twitter@prezi y @PreziEdu



 

TwitterQuienes asisten a mis talleres saben que me gusta hablar del uso disruptivo de las redes sociales. El concepto mismo siempre me ha convocado de manera especial. Y la posibilidad de utilizar de esta manera disruptiva las redes sociales resulta sumamente atractiva. La disrupción no radica únicamente en generar un cambio revolucionario en la tecnología o el mercado, sino en sorprender con soluciones inesperadas. La innovación puede presentarse de diversas maneras: como innovación sustentable y como innovación disruptiva.
La innovación sustentable no cambia el escenario donde opera ni desea lograr mutaciones drásticas. Puede ser evolutiva (una mejora de acuerdo a lo esperado) o revolucionaria (una mejora inesperada, pero no afecta lo existente). En cambio, la innovación disruptiva crea un nuevo estado de cosas, ya que aplica nuevos valores de manera inesperada.
Facebook y Twitter son ejemplos disruptivos.
Para utilizar las tecnologías digitales de forma disruptiva es necesario recordar dos cosas:
Primero: Lo importante no es la herramienta, sino la implementación.
Segundo: Hay que alejarse de viejos paradigmas y construir algo nuevo.
Hay una frases de Henry Ford  que me parece muy ilustrativas de este punto:
“Si yo hubiera preguntado a la gente qué es lo que deseaban, me hubieran dicho ‘caballos más rápidos”.
Eso es disrupción. Tomar un camino diferente al que todos esperan en un escenario dado.
Utilizar Twitter para realizar entrevistas y dar clases. O como un muro dinámico. Usar los grupos de Facebook como cuaderno de notas, como espacio de reuniones, como sala de prensa. Convertir las aplicaciones de audio en radioemisoras minimalistas. El uso innovador e inesperado de una tecnología la vuelve disruptiva.

 

Sala hipermedia y centro de prensa hipermedia

Llamo sala hipermedia a un espacio virtual en el que un grupo de personas geográficamente dispersas pueden interactuar como si se encontraran en un entorno común, aprovechando recursos ofimáticos ubicados en el ciberespacio.  Nótese que hiper refiere a espacios multidimensionales. Podemos utilizar esta sala para colaborar con compañeros de estudio, para organización interna de una asociación, para reuniones de profesores y padres, para planificar una fiesta o como centro de prensa. Cada uno se apropia de la tecnología y decide cómo va a utilizarla.

Por su parte,  un centro de prensa hipermedia es el sitio en el que los periodistas y medios que cubren los temas que trabajan nuestras organizaciones y reparticiones pueden encontrar información, audio, video, imágenes, documentos y todo aquel material que es útil para la cobertura de alguna noticia o acontecimiento. Allí encuentran todos los recursos necesarios para contar la historia que deseamos dar a conocer: no solamente se encuentra disponible el texto de la información, sino que están los nombres y datos de contacto de las personas que pueden dar mayor información, audios y videos ampliatorios, fotografías para ilustrar las notas, documentos respaldatorios, etc.

Las diez características que debería tener el centro hipermedia (que puede ser una pestaña o un ítem de menú del sitio web de la organización) son las siguientes:

* Disponibilidad y actualización

* Números telefónicos y correos electrónicos de contacto

* Información institucional

* Contenido multimedia

* Links a contenido de la organización en las redes sociales

* Actualización a través de RSS feeds

* Fotografías y biografías des staff de la organización

* Galería de imágenes de calidad

* Actualización desde un blog

* Facilidad para que la organización y su información sea fácilmente encontrada.

¿Y qué tal si utilizamos un grupo de Facebook como sala o centro hipermedia? ¿Ya lo has intentado con tu organización?

Disculpen... Scribd solo me permite mostrar algunas páginas...

 Mi debilidad son los libros y los leo en todos los formatos. Me encanta leer libros en papel, nuevos viejos, escritos en los márgenes, subrayados, amarillentos o recién salidos de la imprenta. Pero también leo mucho online: en la compu, en la tablet, en el teléfono. Desde que me suscribí a Scribd, tengo un ataque de armar colecciones y voy picoteando desde ciencia y tecnología a novela y cuento, pasando por biografías y libros de arte. También incursiono por Google Books y leo los capítulos "liberados" (si me gusta, compro el libro completo) y muchas veces consigo el libro "entero". En este caso, andaba buscando este libro del año 2003 de McCaughey y Ayers. Lo encontré en dos versiones, justamente en Google Books. Voy a leerlo para continuar ampliando mi marco teórico sobre ciberactivismo. Muchas cosas que aprender.

whatsapp-hate-techcribngYo, la más tecnológica de todas, digo parodiando a Sor Juana.

Amo mi celu, la compu, la tablet. Estoy todo el día conectada, pero amo mi tiempo libre, la privacidad y el silencio. No quiero que me invadan. No quiero ruidos disonantes en mi vida.

No me gusta Whatsapp.

No soporto Whatsapp.

Me explico mejor: no me gusta hablar por teléfono si no tengo algo que decir. Por lo tanto, no me gusta enviar una sarta de emoticones si no tengo nada que expresar… ¿cómo diría con palabras “solcito” “flor” “corazón” “corazón” “corazón”?

Whatsapp es un canal invasivo, inoportuno, desconsiderado y confianzudo.

Es invasivo por diversas razones: las personas te agregan a sus contactos y a grupos sin que lo pidas ni des tu consentimiento. Podés si, salirte de los grupos o silenciarlos. Nada de eso conviene, porque si te salis, sos una maleducada y si los silencias no sabés que se está diciendo. Y como el que calla otorga, más vale saber si están diciendo algo que debés responder.

Invasivo e inoportuno porque no importa la hora que sea, si te olvidaste de bajar el volumen del aparato, te taladra el cerebro en medio de la noche.

Es confianzudo porque personas que apenas te conocen aparecen en tu pantalla enviándote lluvia de corazones y comentarios sin presentarse siquiera.

Además. ¿cómo se termina una charla en Whatsapp? A nuestro “Nos vemos” sigue “carita sonriente”. Silencio. Otra “carita sonriente”. Danger! no respondas con otro emoticón porque será un ping-pong de nunca acabar.

Pero tal vez estoy demonizando al mensajero.

Tal vez no sea Whatsapp el invasivo, inoportuno, desconsiderado y confianzudo.

 
(aparecido originalmente en el sitio web de RedLad)
La llegada de la tecnología digital y el mundo mobile han permitido potenciar las acciones de activismo, multilocalizar los reclamos, viralizar las protestas y vincular a los activistas del mundo en tiempo real. El mundo digital y la aceleración de los tiempos nos llevan a repensar las formas de comunicarnos.
Por otra parte, si consideramos que las OSC deben atender a un público diferenciado, es importante que su vinculación con estos colectivos se realice conforme las racionalidades de cada uno.
Remarcamos estos aspectos porque la conversación en las redes sociales, propias de la web 2.0, adquiere características diferentes según quienes sean los actores sujetos de la interacción y los distintos tipos de líderes que comunican. Establecidos los actores, debemos proceder a diseñar la estrategia de uso de las redes sociales: ¿Qué vamos a hacer? y luego pensar la táctica: ¿Cómo lo vamos a hacer? Tanto estrategias como tácticas suponen la utilización de determinadas herramientas y tecnologías. Pero esto no alcanza. La utilización de tecnología sin la comprensión de su interacción con el ser humano no nos permitirá aprovecharla en su total dimensión. Por eso es importante conocer las “leyes naturales” de las redes sociales, las metáforas de publicación y conexión, la continuidad y ruptura con los anteriores medios de comunicación. Esta nueva forma de circulación de la información implica conocer la dinámica de las redes, la disrupción en los esquemas de comunicación y circulación de la información y la apropiación subjetiva de las herramientas por parte de los nodos.
Así, una formación en estrategias para el uso de las redes sociales implica implementar un programa de capacitación con eje en seis aspectos:
· Actores
· Estrategias
· Tácticas
· Herramientas tecnológicas
· Prácticas comunicacionales digitales
· Dinámica de las redes
Todo esto nos permitirá una mejor comprensión de la cultura de las hipermediaciones que derivará en un mejor aprovechamiento de las redes sociales para la comunicación de las OSC orientadas a la incidencia.
RedLad los invita cordialmente a participar en el curso online y gratuito "Ciberactivismo para OSC".
Las personas interesadas en el curso pueden completar el formulario que se encuentra en el siguiente link













TOUR

Allá vamos!

Nos esperan actividades en Honduras vinculadas a la Cambridge Graduate University International; luego, la VIII Reunión Ministerial de la Comunidad de las Democracias en El Salvador. Y en medio de aquello, dos días en la bella Guatemala.

Mucha tecnología, activismo y ciberacciones.


Cambridge Graduate University International (CGUI) invita al lanzamiento en La Florida de sus prestigiosos estudios de Maestría y Diplomado ON LINEen Negocios Internacionales y Estudios Globales con Concentración en Gerencia Política, con cursos en inglés y  español. 

Publiqué este artículo originalmente en el N° 9 de los Cuadernos Manuel Gimenez Abad, de junio de 2015

 

Anomia-stack
Por Marta Gaba

Introducción
A diario, en las conversaciones con amigos, colegas y familiares, surge la pregunta: ¿qué nos pasa a los argentinos? ¿Qué sucedió con nuestros valores? ¿Por qué hemos descendido en los niveles de educación formal? ¿Por qué no se respetan ya las más mínimas reglas de cultura y urbanidad? ¿Por qué es tan patente la falta de educación? ¿Por qué se violan las normas de tránsito, se falta el respeto a los profesores, no se cumplen horarios ni plazos? ¿Por qué la impuntualidad ha comenzado a reinar y siempre se piden excepciones a las reglas?
Puede deberse a un problema de educación, por supuesto. Pero creo que va esto un poco más allá. Es un problema de orden moral. A Argentina le están faltando normas de orden moral. Argentina está anómica.

 
 
Imaginarios sociales
Las relaciones sociales se estructuran simbólicamente, lo que significa que las personas acuden a símbolos en torno a los cuales se nuclean; así, el himno y la bandera son símbolos en torno a los cuales se construye la noción de nacionalidad. En Argentina, también el football y el tango constituyen claros referentes que cimientan la argentinidad. Estos imaginarios sociales son formas míticas que fueron creadas para ayudar a la construcción de sentido. Las leyes que se dictan en los países son formas míticas, necesarias para la construcción de sentido que ayude a eliminar la incertidumbre.
El problema se presenta cuando las formas míticas que hemos adoptado se desgastan y ya no sirven al grupo para representarse a sí mismo. Cuando las normas morales de una sociedad ya no identifican al grupo y, en consecuencia, tampoco sus formas míticas, éste las deja de lado. Lo social es un proceso y la construcción y deconstrucción de normas también lo es. La construcción de un nuevo sentido que se plasme en una nueva matriz simbólico-discursiva depende del rango de resistencia a la incertidumbre de la comunidad, que terminará traduciéndose en formas efectivas de regulación de la vida colectiva.
Mientras tanto, hasta que no se de ese proceso espontáneo de creación de nuevas formas míticas, la sociedad echará mano a códigos prácticos que las reemplacen.

 
La corrupción como síntoma de una sociedad anómica
En medio de la sobreabundancia informativa y el cansancio de los ciudadanos ante los cambiantes escenarios, en Argentina suceden hechos que deberían alarmarnos a los que seguimos con atención el devenir de la política nacional.  Desconozco la razón por la que los argentinos no estamos discutiendo en los distintos foros las actuales circunstancias de la democracia de nuestro país. La debilidad de las instituciones es alarmante y el desgano cívico se patentiza a diario. A nadie parece importarle el quebrantamiento de las reglas y, lo que es peor, se da por descontado que muchas normas jamás se respetarán.
El Congreso de la Nación se ha constituido en una especie de juego de mesa, donde hay quienes mueven a los legisladores como fichas en el tablero nacional. Ya no importan los principios partidarios. Nuestros representantes incumplen a diario el mandato que les hemos otorgado: al elegirlos mediante el voto, celebramos un contrato para que obren de acuerdo a ciertas reglas y principios que no deben ser desconocidas.
      El Poder Judicial recibe a diario ataques desde el Poder Ejecutivo fuera de toda lógica. Cualquier pronunciamiento de un juez desata las iras de unos y otros. Por suerte, en su momento, la Federación Latinoamericana de Magistrados emitió una declaración donde se señala y repudia todo proyecto que, con el pretexto de adoptar mecanismos de capacitación o evaluación, persiga la garantía de estabilidad de jueces y magistrados, protegida por tratados internacionales y la constitución del país.
      Los medios de comunicación en Argentina se han dedicado a formar opinión exclusivamente. Ellos también tienen su parte: leer uno u otro periódico nos muestra países diferentes. Las autoridades de gobierno no hace las cosas fáciles al periodismo: la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) ha emitido declaraciones pidiendo al oficialismo que cese en su hostigamiento a los medios.
Tal como dice el tango “Cambalache”, en Argentina “todo es igual, nada es mejor; lo mismo un burro que un gran profesor”: la educación se ha depreciado y cualquier figura mediática sin formación puede conducir programas de TV, publicar libros de diversos temas, convertirse en opinador profesional y todo ello sin la menor preparación o mínima investigación sobre aquello a lo que se aboca. No en vano Argentina descendió en los índices de calidad educativa y la deserción en la escuela secundaria es creciente, a pesar de su obligatoriedad.
La vida diaria es un muestrario de incumplimiento de normas y falta de educación cívica: no se respetan los semáforos ni puestos en las filas; no se mantienen aseados los ámbitos públicos y las reglas mínimas de cortesía se van perdiendo. Se han puesto de moda programas televisivos donde todo el mundo grita, pelea y se insulta y desde los micrófonos oficiales y las redes sociales, los funcionarios públicos discuten acaloradamente con periodistas, oyentes y lectores.
Un país donde se produce tal incumplimiento de normas está evidenciando algo. Por lo pronto, que existe un nutrido grupo de ciudadanos que está siguiendo normas diferentes a las que establece el marco normativo nacional (las reglas míticas) y esto porque el grupo de mención se identifica con otros códigos que no son los vigentes: en una sociedad anómica existe una aceptación tácita de la transgresión a las reglas míticas porque es una sociedad a la que le están faltando normas de orden moral.
La palabra anomia deriva del griego "a", que indica privación, falta de algo; y "nomos", que significa ley o norma. Y es en esta última parte, en nomos, que deseamos focalizar nuestra atención. Nomos no alude a cualquier tipo de norma; nomos no es la ley en el sentido que la conocemos, sino que se trata de un imperativo de tipo moral. Para explicar este punto, necesitaremos hacer un poco de historia:
Ante todo, recordaremos la distinción entre justicia general y justicia particular. La primera es una actividad conforme a la ley moral; la segunda consiste en un esfuerzo por dar a cada uno su parte, lo que constituye, en definitiva, el derecho. Revisando los orígenes medievales de la filosofía jurídica, veremos que ésta ha surgido de la teología. Los teólogos tienen como su primera lectura a la Biblia y allí han encontrado la Torah. Ahora bien, la Torah es algo muy distinto del Dikaion o el Jus. La Torah es un conjunto de imperativos que indican las conductas que deben realizarse o evitarse en tales o cuales circunstancias. La Torah se relaciona con la justicia general (emparentada con la Zedaka judía) y no con la justicia específica en sentido aristotélico. La Torah es una ley moral. Con la traducción de los Setenta y en la patrística griega, la Torah tomará el nombre de nomos. Entonces, anomia hace alusión a la falta de normas de orden moral.
Una sociedad anómica es una sociedad a la que le están faltando normas de orden moral. Y cuando hablamos de moral, se trata de la moral específica de una determinada sociedad. La anomia puede deberse a que las normas preexistentes se han derogado o que nunca han existido. Bajando la cuestión a un nivel más concreto, la pregunta que corresponde formularse es: ¿Argentina es una sociedad anómica? Si es así, ¿hasta dónde llega nuestro grado de anomia? ¿Tenemos conciencia los ciudadanos de que a diario cometemos acciones que rozan la anomia y que desde la función pública y la política se burla y quiebra la ley con total impunidad? Podemos verlo en ejemplos concretos:
- Hasta el año 2014 la presidenta Fernández de Kirchner y su gabinete acumulaban 745 denuncias ante la Justicia Federal por presuntos casos de corrupción, encabezando la mandataria el ranking con 298 denuncias.
- En febrero de 2015 el fallecido fiscal Nisman pidió que se impute a la presidenta por el posible encubrimiento del peor atentado terrorista en la historia del país.
- Amado Boudou es el primer vicepresidente en funciones en la historia argentina en estar procesado, con el agravante de tratarse de los tipos penales de cohecho y negociaciones incompatibles con la función pública. Entre otras acusaciones, le pesa la compra irregular de una imprenta de papel moneda cuando era ministro de Economía, antes de ser vicepresidente.
- El posible incremento indebido de patrimonio es una de las principales denuncias que han enfrentado varios de los miembros del gobierno desde la llegada al poder del kirchnerismo en 2003. Los más denunciados han sido la pareja presidencial de Néstor Kirchner y su esposa Cristina Fernández, quienes fueron imputados y luego sobreseídos dos veces por sospechas de enriquecimiento ilegal. También la justicia federal investiga si una empresa hotelera que pertenece a Cristina Fernández de Kirchner y a su familia es parte de una operación de lavado de dinero.
Ante estos ejemplos, ¿por qué los ciudadanos no inundan las calles y los tribunales con sus reclamos de justicia? ¿Será que existe una especie de adormecimiento y hartazgo moral que lleva a aceptar todo porque, en definitiva, nunca se investiga, juzga y castiga nada?
¿Por qué las personas se ven tentadas a actuar (y de hecho lo hacen) en el sentido contrario a lo que establecen las reglas morales del país? Lo hacen porque ya no se identifican con sus preceptos. Una vez más, abandonan las reglas míticas y actúan conforme los códigos prácticos, que vienen a ser algo así como la actualización de la moral pública de un grupo determinado (y parece ser que muchos funcionarios públicos y políticos profesionales tienen sus propios códigos prácticos).
Que una sociedad (ciudadanos y dirigentes, oficialismo y oposición) se encuentre anómica no significa que no siga ninguna regla: no sigue las nomoi, las normas morales porque se han vaciado de contenido y han creado sus propios códigos prácticos con los que llenan ese vacío. Y los altos niveles de corrupción en el funcionariado público argentino es un síntoma de este estado de anomia.


 
CONCLUSIÓN
Como ciudadana argentina que ha vivido ya algunas décadas, puedo darme cuenta del deterioro cívico e institucional. Ya no se estudia en las escuelas materias vinculadas al civismo, la ética y la urbanidad. Los valores parecen huir en retirada. Y todo esto lo veo reflejado en la baja calidad institucional, el paupérrimo nivel del ¿debate? Político y el escaso involucramiento del ciudadano en la cosa pública (la res pública).
Hay varios emergentes de esta situación de carencia de GPS democrático. La corrupción estatal y privada es uno de los emergentes. Y la corrupción no es otra cosa que vivir bajo reglas que no son las pactadas por la sociedad donde se vive sino aquellas de la propia conveniencia. A Argentina le están faltando normas de orden moral. Argentina está anómica.

Fuente original: 
http://www.fundacionmgimenezabad.es/images/Documentos/Cuadernos/cuadernos9_junio_2015.pdf 





































 

Huelga 01Hoy Viernes 5 de Junio A las 3:00pm hora Italia,  8:30am hora Venezuela, Martin Paz (Concejal del municipio San Cristobal) y Jose Vicente Garcia (Concejal del Municipio San Cristobal) inician Huelga de Hambre desde el Vaticano.

Su petitorio es:

1) Intermediación por parte del Vaticano y el Santo padre Francisco para la liberación de los presos Políticos en Venezuela

2) Intermediación por parte del vaticano y el Santo padre Francisco para que se permita el ingreso al país de organismos internacionales ONU OEA UE CIDH para velar por los DDHH en Venezuela

3) Audiencia con el Santo padre Francisco para que pueda escuchar a viva voz la situación de persecución, represión y vejación de Libertades en Venezuela

La redacción on line es el sitio en el que los periodistas y medios que cubren los temas que trabajan nuestras organizaciones y reparticiones pueden encontrar información, audio, video, imágenes, documentos y todo aquel material que es útil para la cobertura de alguna noticia o acontecimiento. Allí encuentran todos los recursos necesarios para contar la historia que deseamos dar a conocer: no solamente se encuentra disponible el texto de la información, sino que están los nombres y datos de contacto de las personas que pueden dar mayor información, audios y videos ampliatorios, fotografías para ilustrar las notas, documentos respaldatorios, etc.

            Las diez características que debería tener la redacción on line (que puede ser una pestaña o un ítem de menú del sitio web de la organización) son las siguientes:
* Disponibilidad y actualización
* Números de contacto
* Información institucional
* Contenido multimedia
* Links a contenido de la organización en las redes sociales
* Actualización a través de RSS feeds
* Fotografías y biografías des staff de la organización
* Galería de imágenes de calidad
* Actualización desde un blog
* Facilitar que la organización y su información sea encontrada.


EL COMUNICADO DE PRENSA 2.0

         Un día de febrero de 2006 Tom Forenski escribió un artículo para el Silicon Valley Catcher titulado “Muere! Comunicado de prensa! Muere! Muere! Muere!”, en el que proponía abandonar los viejos comunicados de prensa y adoptar un formato donde se cumpliera con una serie de puntos:
·         Desagregar el comunicado en secciones
·         Etiquetar la información
·         Proveer una breve descripción del anuncio
·         Proveer frases y declaraciones que puedan citarse
·         Proveer links a dónde acudir para ampliar la información

         Tiempo después, Todd Defren presentó unas plantillas de SMR (Social Media Release) que han comenzado a ser adoptadas por empresas y organizaciones.
         Los SMR aprovechan las capacidades multimedia de Internet y tratan de conectar la información con quienes la necesitan, aprovechando al máximo la Web 2.0. Son de gran ayuda para bloggers y periodistas.
         Básicamente, un SMR cuenta con:
·         Título
·         Párrafo introductorio
·         Noticias
·         Hechos
·         Citas
·         Información de apoyo mediante enlaces
·         Audio situado en redes sociales
·         Video redes sociales
·         Imágenes redes sociales
·         Documentos de apoyo
·         Herramientas sociales de bookmarking
·         Etiquetas
·         Suscripciones a través de RSS
·         Contactos a través de Facebook, Twitter, LinkedIn, etc.

         El SMR es sumamente útil para anunciar eventos especiales y facilita el enganche de la audiencia/lectores para que decidan actuar. Combinado con la utilización de herramientas como Pitch Engine se puede aumentar el alcance y llegada de las campañas.
       Es interesante ponerse en el lugar de los medios que reciben los comunicados de prensa de los municipios; cuánto mejor les resultaría si, en una breve nota, se adjuntan los enlaces a fotografías, videos, audios, teléfonos donde ubicar a personas responsables de los temas que se difunden, pequeñas biografías. Si reciben información lista para ensamblar, es más fácil pensar en su difusión.


SALA DE PRENSA 2.0 EN FACEBOOK

            Facebook es el lugar ideal para alojar una Sala de Prensa 2.0, por la facilidad de implementación y el fácil acceso de los usuarios.

            Comenzaremos por abrir un grupo secreto en la red social mencionada, integrado por todas las personas que estarán trabajando en la observación electoral, la recolección de información y la comunicación posterior.

            El objetivo es que todas las incidencias que observen y datos que recojan, fotografías que tomen y audios y videos que puedan producir, sean alojados de inmediato en este grupo. Las personas que estén encargadas de elaborar informes y comunicados de prensa podrán así contar con la información a medida que se va produciendo y directamente de las fuentes que se encuentran en campo.

            El procedimiento es simple y no difiere de cualquier posteo al que estamos acostumbrados a realizar en Facebook. Por ejemplo: el observador “A” registra un hecho de propaganda proselitista durante la jornada electoral. Toma una fotografía o video del suceso y de inmediato “la sube” al grupo de Facebook, con la información de dónde sucedió tal situación, hora y todos los datos que puedan enriquecer el posteo. El observador B presencia incidentes en la puerta de un local donde se está votando y los escribe en el muro del grupo, con todos los datos a su alcance. El observador C se encuentra con candidatos en la vía pública que están haciendo declaraciones a la prensa, entonces los graba con su teléfono y los sube a la red social.

            Al uso del grupo de Facebook como sala de prensa, tenemos que unir la utilización de Twitter con un hashtag acordado por el grupo de trabajo para enviar información en tiempo real, breve y clasificable.

            El producto que se obtendrá de esta interacción entre las personas que están trabajando en campo (los observadores electorales y otros voluntarios) y el equipo de comunicación que administra la Sala de Prensa 2.0 es información en crudo y en tiempo real. Con todos esos datos, cifras, imágenes, videos, audios y/o posteos de texto, se podrán ir redactando informes periódicos ricos en características multimedia.

            A lo largo de los cuatro módulos hemos estado viendo herramientas que sirven para grabar audio, tomar fotografías o registrar de alguna manera diversas situaciones. Hemos trabajado con Twitter y se han señalado las mejores formas de utilizar esta red de microblogging. El objetivo de aprender a utilizar estas herramientas no radica en el uso mismo si no en la estrategia de uso.
           
¿PARA QUÉ SIRVE ESTO?

            Es muy habitual que todas estas sugerencias y consejos que leemos acerca de las ventajas de utilizar las herramientas 2.0, no sean tomadas en cuenta. Leemos sin internalizar, sin apropiarnos de los conceptos. La Sala de Prensa on line y el comunicado de prensa 2.0 (Social Media Release, SMR) son claros ejemplos.

            Uno de los usos que puede darse al comunicado de prensa 2.0 es, por ejemplo, comunicar acerca del desarrollo de la jornada electoral. Nótese que digo comunicar y no informar. Comunicamos porque en nuestra estrategia estamos facilitando una ida y vuelta. Por supuesto, debemos haber planeado previamente la de recolección información y difusión de contenidos, pero establecidos aquellos, la utilidad del comunicado de prensa 2.0 es indiscutible.

            Imaginemos el escenario: los observadores electorales están trabajando en campo. Toman fotografías, realizan entrevistas, recolectan información, observan los acontecimientos. Gracias a las tecnologías 2.0 y el uso de teléfonos móviles, esta información está en condiciones de ser socializada en tiempo real y así, llegar a una sede central donde trabaja el equipo encargado de la comunicación.


            Este grupo puede redactar comunicados de prensa ricos en información ampliatoria y complementaria: a la gacetilla informativa tradicional, pueden agregar links que dirijan a imágenes tomadas en campo, a audios obtenidos en los lugares donde estén trabajando, a videos alojados en YouTube (o similares). Esas gacetillas deben contener dos líneas donde se mencionen las personas que pueden brindar más información, sus correos, usuarios en redes sociales y teléfonos de la organización para que puedan ser contactadas.

            Al mismo tiempo, desde la sede de la organización se pueden organizar Twitcams y Hangouts para transmitir en directo y responder consultas de las personas que están on line. Lo mismo, se puede transmitir desde un canal al estilo Ustream en directo o en diferido. También pueden postearse audios a través de los servicios de audioblogging que luego se compartirán en Twitter y en Facebook.


            De nada sirve recolectar información si no se la procesa y comparte. Los datos que quedan dormidos en un documento de Word, las fotografías olvidadas en una cámara o en un teléfono, los recuerdos de lo que hemos visto no sirven ni marcan una diferencia si no se los difunde y comparte. La forma más rápida y efectiva de poner a circular la información es utilizando estas herramientas que permitirán el trabajo conjunto para una mejor comunicación.
Una de las formas que considero muy eficaz para organizarse para el monitoreo y observación es a través de los grupos de Facebook.
Los pasos sugeridos para implementar esta organización son los siguientes:
1) Un miembro del equipo da de alta un grupo de Facebook con la configuración “cerrado” (cualquiera puede ver el grupo y quién pertenece a él, pero solo los miembros pueden ver las publicaciones) o “secreto” ( solo los miembros ven el grupo, quién pertenece a él y el contenido que publican otros miembros).
2) Todos los miembros del equipo deben estar deben chequear lo que se ha posteado.
              La utilización de grupos es muy conveniente porque pueden aprovecharse todas sus utilidades para trabajar en equipo y de manera virtual.
              Imagínense que el día de las elecciones van a trabajar con un equipo de compañeros en los distintos centros de votación. Su objetivo es observar cómo se desarrolla la jornada electoral, si hay incidentes, si se suscitan hechos de violencia o algún otro tipo de anomalía. En lugar de solamente escribir, o twitear, o realizar un llamado, piensen en que han constituido un centro virtual de información, una sala de prensa 2.0 donde colectarán todo lo que van registrando y recibiendo desde los distintos lugares donde se encuentre un miembro del equipo. Las fotografías que toman, los audios que graban, los comentarios, todo ello centralizado en un grupo de Facebook para uso del equipo de trabajo. Van recibiendo información en tiempo real de sus pares, personas en las que confían y con quienes han establecido determinados parámetros de chequeo de la información.
              Aquellos que no están en campo pueden revisar el contenido del grupo e ir redactando informes con una frecuencia pre-establecida. Pueden redactar tweets y adjuntar las fotografías con algún tipo de procesamiento (por ejemplo, un pie de fotografía con información acerca del lugar y hora en que fue tomada). Pueden distribuirla entre un directorio de contactos organizado previamente. Pueden referenciar todo con un hashtag que será el punto de referencia de la jornada.